Cómo buscar trabajo en las redes sociales


Los currículums de papel están en decadencia. Son cada vez menos las medianas y grandes empresas que se toman la molestia de mirar resúmenes de vida laboral en papel, si es que no los descartan directamente. Los bosques respiran aliviados, pero millones de personas que buscan trabajo, no.

Entonces, ¿cómo se encuentra trabajo hoy en día? Depende del sector, pero, en general, la mayor parte del movimiento se ha trasladado a la Red. No nos referimos a los portales de empleo, en su mayoría reductos del medievo internáutico, sino a redes sociales y aplicaciones web.

En este artículo queremos proporcionarte algunos consejos para buscar trabajo en la jungla 2.0.

El cambio de mentalidad

Lo más probable es que ya estés en Facebook, quizá también en Twitter. Tienes tu clásico CV en formato PDF, una nutrida agenda de contactos y muchas ganas de empezar a buscar trabajo en la Red, que dicen que ahí es donde la gente realmente encuentra oportunidades. Muy bien, es un comienzo.

Pero no basta: las empresas tienen ahora más formas de comprobar si eres una persona apta para un puesto de trabajo. En los países anglosajones los llaman background checks; un nombre pomposo para algo que a veces no pasa de ser una búsqueda en Google y Facebook. Si encuentran algo que no les gusta, te podrían cerrar sus puertas para siempre.


Buscar trabajo en la Web 2.0 requiere un cambio de mentalidad. Tu identidad digital es tu carta de presentación. Tu nombre completo, la clave para acceder a tu pasado. Todo lo que publiques en la Red puede ser usado en tu contra o a tu favor. Antes de empezar la búsqueda, debes tomar conciencia de tu presencia online.

Audita y sanea tu reputación online


Cuidar tu reputación online empieza por sanear las cuentas que tienes desperdigadas por ahí, o incluso cerrarlas si no te reportan beneficio alguno. ¿Sigues teniendo esa vieja homepage colgada en AngelFire? Bórrala lo antes posible: los motores de búsqueda tardan semanas en eliminar resultados inexistentes.

El segundo paso consiste en configurar bien la privacidad de tus redes sociales: controla lo que se lee de ti en Facebook, echa el candado a Twitter como medida preventiva y, sobre todo, elimina información comprometedora. No se trata de mentir, sino de omitir: muestra solo lo que consideras provechoso. Es una cuestión de sentido común.

Cambia tu forma de usar las redes sociales

Casi todas las empresas tienen reglamentos que rigen el uso de las redes sociales y de las herramientas de comunicación. En muchos casos, la publicación de comentarios ofensivos o inapropiados ha provocado despidos fulminantes y mofa generalizada en las mismas redes sociales en las que se dieron los hechos.


Evitar el desastre es tan sencillo como tomar una cuantas precauciones y adoptar plenamente las nuevas normas de la netiqueta. En nuestros artículos "Diez formas de meter la pata en Twitter" y "10 formas de hacer enemigos en Facebook" te mostramos los errores más comunes que se pueden cometer al compartir tu vida con los demás.

Hazte con una tarjeta de visita 2.0

¿Cómo te presentas online si no puedes dar una tarjeta de visita de papel? Con una tarjeta de visita electrónica. Y no hablamos de escanear tu tarjeta real, sino de aprovechar aplicaciones web para generar páginas de presentación atractivas y gratuitas.

Los dos mejores servicios para crear tarjetas de visita online (o páginas de presentación) son about.me y flavors.me. En ambos casos se trata de sitios de una sola página en los que se añaden textos y enlaces sobre una enorme imagen personalizada.


Ejemplos de páginas de presentación de about.me. Son mucho más espectaculares que una tarjetita.
Flavors.me cuesta 20$ al año, pero tiene muchas más opciones que about.me, como la posibilidad de añadir más de una cuenta de una red social concreta y asociar un dominio de tu propiedad a la página.

¿Otra opción? Compra tu propio dominio (por ejemplo, "albertorodriguez.me") y crea tú mismo tu página de presentación, blog personal, etcétera. Un dominio con tu nombre da cierta solidez a tu dirección de correo. Y es barato.

Experimenta con formatos de CV menos tradicionales

Un currículum de papel no suele llamar la atención. Pero un vídeo-CV sí, especialmente si es poco convencional. Para crearlo, basta con tener una cámara y buenas ideas. Un ejemplo fantástico es el vídeo-currículum de Núria Fusté Massana:



Si no tienes una buena cámara, siempre te queda la opción de crear una presentación PowerPoint y colgarla en Slideshare o enviarla por correo (previa reducción de tamaño).

Nosotros te recomendamos probar Prezi, una impresionante webapp de presentaciones. Los CV hechos con Prezi, conocidos también como prezumés son hermosos y fáciles de compartir:

LinkedIn: cómo usar bien el CV del siglo XXI

LinkedIn es la mayor red social profesional del mundo. 175 millones de usuarios usan LinkedIn para buscar trabajo, encontrar empleados, establecer relaciones profesionales o simplemente tomar nota de la propia trayectoria laboral.

Si quieres aumentar tus posibilidades de encontrar trabajo, debe estar en LinkedIn... y debes aprender a usar bien esta red, esto es, procurar en la medida de lo posible seguir los consejos que ellos mismos dan en su centro de ayuda:
  • Introduce información verídica y mantenla actualizada
  • Pide recomendaciones de calidad a tus contactos
  • ¿No puedes añadir a alguien? Pide a un contacto común que te introduzca
  • Crear perfiles en cada idioma que conozcas (inglés, español, etc.)
  • Sobre todo, usa la función LinkedIn Empleos con regularidad:

¿Y las otras redes sociales? A veces pueden ser muy útiles. Gracias a Twitter no solo puedes mantenerte informado sobre lo que ocurre en tu sector profesional, sino también encontrar trabajo: sigue las cuentas que divulgan ofertas de empleo.

Si buscas empleo en el sector tecnológico, @currofile es una cuenta a seguir

Algunos consejos finales

Buscar trabajo es un trabajo: hay que dedicar mucho tiempo y paciencia a cada uno de los aspectos que componen la búsqueda de empleo, desde la creación de un CV hasta el mantenimiento de una red de contactos profesional. En general:
  • No seas demasiado cansino al comunicar en redes sociales
  • Mantén siempre las formas, bajo cualquier circunstancia
  • Haz networking real: queda con las personas para tomar algo
  • Regla de oro: di siempre la verdad, en la red las mentiras se pagan caras
  • Ten paciencia, las cosas no llegan solas, por muy 2.0 que seas
Desde aquí os deseamos mucha suerte a todos los que vayáis a buscar trabajo. Aunque las redes sociales no garanticen que lo encontréis, es muy probable que os ayuden más que enviar el clásico CV impreso.

Fuente: Cómo buscar trabajo en las redes sociales

    Comentarios

    Entradas populares de este blog

    Ejercita tu cerebro con estas siete actividades

    Cómo crear un USB de arranque para instalar Windows o Linux

    Cómo cambiar el idioma de Microsoft Office 2010