10 tips para obtener el máximo beneficio en cursos online




Este año ha comenzando con cientos de propuestas en educación online y a través de diferentes artículos te hemos contado todas las opciones en cursos online y gratuitos disponibles. Pero para nuestra experiencia por el aprendizaje online sea gratificante hay que tener en cuenta algunos tips que te comentamos a continuación:

Tener una visión realista de lo qué es un curso online. El que sea online y podamos seguir nuestro ritmo de aprendizaje, no significa que el contenido impartido será superficial, ni que nos convertiremos en super genios que podremos asimilar el material como por arte de magia. Puede exigir igual o más de nosotros que un curso presencial. Hay cursos que son mas intensivos, requieren mucha investigación, debate y si se imparte en un idioma extranjero, requiere un plus de esfuerzo.

Examinar todo el contenido antes de escoger un curso. Para no desanimarnos a mitad del curso, porque el currículo no llena nuestras expectativas, es mejor dejar de lado el impulso de inscribirnos solo porque el titulo nos parece interesante. Ver la sinopsis del curso, repasar los módulos y si es posible buscar las opiniones de otros que ya hayan cursado, para tener claro si lo que estamos buscando.

Tener claros nuestros objetivos. Si nos hemos anotado a un curso online porque nos sobra tiempo o por el entusiasmo inicial de una nueva experiencia, es probable que perdamos la motivación y no pasemos de las primeras semanas. Por lo que es importante que al momento de registrarnos, pensemos cómo contribuirá a mejorar nuestro desempeño laboral, o complementará nuestros conocimientos

Organizar nuestra agenda. Además de ver la fecha de inicio, tenemos que prestar atención a la duración del curso, así como el estimativo de horas semanales que se sugiere dedicar. De esa manera, podremos analizar si realmente disponemos de todo el tiempo requerido, si tendremos que organizarnos para no dejar al azar nuestro horario de estudio o por el momento dejar pasar el curso.

Crear una rutina de estudio. Estudiar de manera online puede resultar todo un reto que exige disciplina, organización y compromiso. Pero para no frustrarnos en los primeros intentos, también vale tenernos un poco de paciencia hasta que encontremos la metodología perfecta para nosotros (horario, cantidad de tiempo dedicado, lugar de estudio, etc). Lo importante es ir manteniendo un ritmo hasta que encontremos el se ajuste a nuestro aprendizaje.

Ser activos. La mayoría de los cursos online disponen de foros, blogs o se valen de las redes sociales para incentivar la participación y el debate de los temas tratados. Participar activamente de estos recursos también es necesario para afianzar y asimilar los contenidos.

Crear nuestro propio grupo de estudio. A través de la misma plataforma del curso o por los medios sociales, podemos invitar a otros estudiantes a formar un grupo pequeño e ir comentando o analizando los contenidos impartidos. Puede resultar una manera práctica de no estancarnos o no perder la motivación.

Investigación adicional. No esperemos que todo el aporte provenga de los instructores, también podemos realizar nuestra propia investigación, relacionar el contenido con cursos anteriores, sugerir nuevo material, entre otros.

Si tenemos dudas, preguntar. Si no logramos comprender algún punto, no estamos de acuerdo en alguna declaración o deseamos hacer alguna observación, podemos recurrir a la dirección de mail que provee cada curso o instructor para disipar todas nuestras dudas.

Utilizar recursos web. No olvidemos que disponemos de nuestras herramientas web que nos pueden ayudar a cursar nuestro aprendizaje online. Por ejemplo, para organizar nuestro material de lectura, tomar notas,hacer presentaciones, como las que hemos mencionado en este listado.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Ejercita tu cerebro con estas siete actividades

Sample Focus, una sencilla web para descargar muestras de sonidos

Cómo crear un USB de arranque para instalar Windows o Linux