Guía de supervivencia del director de marketing: 6 trucos para “vivir” más allá de la media

Buenas noticias para los ‘marketeros’. Según un reciente estudio de Spencer Stuart, un director de marketing se mantiene en la actualidad en el cargo una media de 42 meses, lejos, por lo tanto, de los escasos 24 meses de media de hace sólo unos años. Parece que la figura del director de marketing está ganando en importancia dentro de las empresas, pero lo cierto que éste no puede permitirse el lujo de bajar la guardia en ningún momento. Pese a que ganado “músculo” en los últimos años, el director de marketing sigue siendo una de las figuras más vulnerables dentro del panorama corporativo. No obstante, hay unos cuantos trucos de “supervivencia” que los directores de marketing pueden utilizar en su beneficio para aumentar su corta esperanza de vida. Jim Taschetta enumera en ClickZ en algunos de ellos:

1. Alinearse con las ventas y los beneficios de la empresa

Los directores de marketing más exitosos manejan métricas directamente vinculadas a las ventas y los beneficios de la empresa para la que trabajan. Tales métricas les ayudan no sólo a ganar en credibilidad de cara al resto de directivos de la compañía sino también a estar centrados en aquello que es al fin y al cabo el objetivo de toda marca: vender y crecer.

2. Educar y comunicar

Más allá de poner en marcha estrategias y acciones de marketing y manejar métricas que den fe de su eficacia, el director de marketing necesita hacer marketing de sí mismo y de sus tácticas de cara a la empresa para la trabaja, sobre todo del cara al director financiero y al departamento de ventas. Su tarea no es simplemente presentar a la compañía cientos de gráficos impactantes y un bonito logo, sino demostrar por qué el dinero invertido en estas acciones está cosechando resultados. Se trata de educar a los demás y de comunicarse eficientemente con ellos.

3. Conocer el negocio y la cultura de la empresa

Cuando un director de marketing acaba de desembarcar en una empresa se deja llevar a menudo por la tentación de intentar aplicar cuanto antes las experiencias acumuladas en anteriores trabajos. Esto es positivo, pero antes de poner en práctica lo aprendido con anterioridad, es importante que el director de marketing invierta el 90% de su tiempo escuchando y empapándose del negocio y la cultura de la empresa para la que trabaja.

4. Contratar a los mejores

Es muy difícil que el director de marketing fracase si está rodeado de un equipo integrado por los mejores profesionales, los más inteligentes y también los más productivos. Es crucial que el director de marketing esté arropado con un excelente equipo detrás y que todos los miembros del equipo estén centrados en la búsqueda de fórmulas para mejorar los resultados de la compañía.

5. Aliarse con líderes funcionales

Es muy importante que el director de marketing tenga una comunicación fluida con los directores de otros departamentos dentro de la empresa, que colabore con ellos y que eventualmente se convierta también en indispensable para ellos.

6. Ser reactivo

La función clave de un director de marketing es diseñar estrategias a largo plazo, pero la capacidad para marcarse objetivos a corto plazo es también esencial. Es bueno contar con una estrategia a largo plazo, pero también es importante saber hacer cambios en ella sobre la marcha cuando los resultados de la compañía así lo están demandando.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Ejercita tu cerebro con estas siete actividades

Cómo crear un USB de arranque para instalar Windows o Linux

Sample Focus, una sencilla web para descargar muestras de sonidos