MailChimp, un potente gestor de boletines y newsletters

Aunque se suele hacer mucho énfasis en el marketing y la publicidad a través de las redes sociales, el envío de correos electrónicos sigue siendo "un clásico" que se sigue utilizando a muchos niveles. Ya sea para enviar un boletín de noticias (newsletter) o para realizar un mailing masivo con una novedad, no es raro utilizar esta vía de contacto tradicional y efectiva. Gestionar listas de correo es algo que podemos hacer con nuestro cliente de correo de escritorio, sin embargo, no siempre es simple realizar el envío de mensajes y, a veces, olvidamos poner a todo el mundo en copia oculta (Bcc). Viendo la calidad de algunos servicios disponibles en la red, la verdad es que vale la pena gestionar este tipo de comunicaciones mediante propuestas como las que nos hace MailChimp que, en mi opinión, es un buen gestor de newsletter.


MailChimp es un conocido servicio para gestionar listas de correo y boletines de noticias que nos ofrece un completo abanico de servicios y posibilidades a la hora de contactar con nuestros clientes o, mejor dicho, suscriptores a través del correo electrónico. El servicio que nos ofrece MailChimp tiene su parte gratuita y su parte de pago aunque si nos movemos en listas de menos de 2.000 suscriptores podremos podremos enviar hasta 12.000 correos electrónicos al mes sin coste alguno y, por tanto, para proyectos pequeños o medianos nos puede servir bastante bien esta modalidad.

¿Y qué podremos encontrar en MailChimp? Tal y como nos podemos imaginar, este servicio tiene como principal objetivo enviar mensajes de correo electrónico a los usuarios que están suscritos a una lista, ahorrándonos tener que montar el correo en Gmail, por citar un ejemplo, y agregar destinatarios en copia oculta para preservar su anonimato frente al resto de usuarios o, como ocurre en algunos servicios de correo, sin la necesidad de preocuparse por el número máximo de destinatarios que puede tener un mensaje.

MailChimp nos ofrece la posibilidad de crear plantillas para nuestros mensajes (controlando así la maquetación) usando imágenes o vinculando perfiles sociales, lanzar campañas a través del correo electrónico y medir los resultados de la misma (quién abre el mensaje, quién hace clic en los enlaces, etc). Si a estas funcionalidades le sumamos las guías de consejos y trucos disponibles, gestionar este tipo de comunicaciones no nos será complicado y podremos sacarle bastante partido tanto al medio como a los datos obtenidos de los usuarios.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Ejercita tu cerebro con estas siete actividades

Cómo crear un USB de arranque para instalar Windows o Linux

Sample Focus, una sencilla web para descargar muestras de sonidos