CCleaner no hace lo que crees que hace: 9 trucos para usar CCleaner correctamente

Utilizar CCleaner en “modo automático”, es decir, dándole a Limpiar y creer que el programa lo va a ser todo por ti equivale a cometer un grave error. Puedes poner en peligro información valiosa para tu PC o puede perder tiempo innecesario si no configuras debidamente esta aplicación. El problema es que todos cometemos este error y muy pocos saben cómo usar CCleaner correctamente. Yo era uno de ellos así que me he puesto las pilas leyendo un montón de tutoriales (al final encontrarás los enlaces). Aquí tienes mis conclusiones recopiladas en 9 trucos fáciles de aprender y súper efectivos.


CCleaner no hace lo que crees que hace

Muchas personas creen que CCleaner es una herramienta de mantenimiento que mejorará el rendimiento de tu ordenador. En realidad, CCleaner limpia tus discos. Al eliminar archivos temporales o al descubrir archivos que te ocupan mucho espacio, no solo te libera el disco duro sino que colateralmente mejora tu rendimiento.

¿Por qué te aclaro esto? Si usas CCleaner todos los días creyendo que así tu ordenador irá más rápido, lo que conseguirás en muchos casos es que vaya más lento.

Esto es lo que debes hacer ANTES de limpiar con CCleaner

Antes de ejecutar el Limpiador de CCleaner, piensa muy bien en qué quieres limpiar exactamente. Si no te interesa eliminar tus caches y cookies, entonces quítales el marcador para que el programa los deje en paz. Si no quieres que terceros espíen tu navegación, entonces límpialos más a menudo.

No obstante, ¿qué ocurre cuando decides limpiarlo TODO cada dos por tres? Que todo te irá más lento. Tu ordenador necesita tener algunos archivos siempre listos para ejecutarse con más agilidad. Si eliminas estos archivos con CCleaner, el rendimiento se verá perjudicado. Si tienes unas páginas favoritas que lees cada día pero eliminas su caché cada dos por tres, tardarán más en cargarse.

Esto me lleva al siguiente punto.

Protege las cookies más importantes

CCleaner eliminará todas las cookies de forma predeterminada y es posible que quieras que se mantengan algunas precisamente para que te siga siendo rápido navegar.


Tienes dos opciones que además son totalmente complementarias. Por un lado puedes usar el Escaneo Inteligente de CCleaner para que te detecte las cookies que más utilizas y que para que proteja de la limpieza las más comunes (como las de Google, por ejemplo). Por otro lado puedes marcar tú mismo de forma manual aquellas cookies que no quieras que se toquen.

Haz lo mismo con los programas

Puedes aplicar la protección con los programas y archivos. Esta función es utilísima cuando CCleaner está obsesionado con eliminarte un archivo que quieres que deje intacto una y otra vez. Puedes excluir de la limpieza discos enteros, carpetas, archivos o registros. También puedes salvaguardar extensiones de archivo concretas.

Si usas muy a menudo el Limpiador de Registros, te vas a meter en problemas

No te recomiendo que actives regularmente el Limpiador de Registros de CCleaner como quien limpia la casa cada fin de semana. Los limpiadores de registros en general pueden ayudar cuando su sistema está dañado pero no mejorarán tu rendimiento en circunstancias normales y, en ciertos casos, utilizarlos te será perjudicial. Deja en paz esta función a no ser que tengas problemas para ejecutar un programa en concreto.

Esta función hace mucho más de lo que su nombre indica

Inicio es una herramienta opcional que en teoría te permite desactivar programas que se ejecutan automáticamente cuando inicies tu ordenador. De esta forma, agilizas el arranque del PC.

Lo que pocos saben es que Inicio también te permite desactivar o eliminar tareas programadas, extensiones de navegador… Todas estas opciones ya están incluidas de forma predeterminada en Windows, pero puedes echarle un vistazo en alguna de tus limpiezas regulares.

Rompiendo el gran mito del Limpiador de Discos Duros

Uno de los grandes mitos detrás del Limpiador de Disco de CCleaner es que necesitas realizar diferentes barridos para acabar de limpiar del todo un disco duro. Nada de eso. Precisamente el aliciente de CCleaner con respecto al resto de programas es que tan solo necesitas un barrido para que tu disco duro quede totalmente impoluto.


Ten en cuenta que cuando eliminas un archivo en Windows o en otro Sistema Operativo, en realidad tan solo borras los indicadores de dichos programas; se queda suficiente información como para restaurarlos a posteriori. El sistema te asegura que se ha liberado espacio cuando no es así. Eso no ocurre con CCleaner. En ese sentido… ¡úsalo con precaución!

Olvida esta herramienta. En serio. Ni leas este punto

CCleaner tiene muchas herramientas secundarias a parte de su Limpiador. La más inútil es la de “Desinstalar programas”. Se trata de una herramienta totalmente prescindible que no hace nada que ya realice por ti el Desinstalador de Windows. Existen mejores desinstaladores como Revo, que puedes descargar desde Softonic mismamente.

¿Lo ves? De nada te servía conocer esta herramienta.

… y acabamos con la Regla de Oro

Da igual si a partir de ahora usas CCleaner con más cabeza. Da igual si sigues estas indicaciones mejor que las sigo yo mismo (a veces se me olvidan, lo admito). Nunca hagas una limpieza en CCleaner, sobretodo de registros, sin antes realizar una copia de seguridad de dicha limpieza. Si el programa borra lo que no debe, las consecuencias pueden ser catastróficas. Por suerte, puedes restaurar el estado de tu ordenador antes del desaguisado en un par de clics.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Ejercita tu cerebro con estas siete actividades

Sample Focus, una sencilla web para descargar muestras de sonidos

Los mejores limpiadores de malware para Windows